Reflexión: La sociedad le tiene miedo a lo desconocido.

Compartido

Son muchos los países en los que ser homosexual, persona trans o simplemente, tener una expresión de género diversa, es motivo de discriminación institucional, política y/o social, llegando a constituir un crimen. Esta situación está propiciando que muchas personas abandonen sus hogares y busquen fortuna en otros países.

Por nuestra parte, a pesar de saber que son personas con las que tenemos muchas cosas en común, no siempre les damos una merecida bienvenida. Tenemos este recelo por el inconsciente miedo a lo ajeno, a lo desconocido. Idea que, desde que somos niños se está reforzando en nuestra cabeza, debido a la educación que recibimos y que se transfiriere de generación en generación. Hay personas que llevan incluso al extremo esa idea, y dan por sentado que todo lo que no es perteneciente a su grupo, es malo.

En estos momentos debemos reflexionar y recordar que somos animales de comunidad, con un fuerte instinto social, que nos lleva a desarrollarnos interactuando unos con otros. Estas barreras de “la sospecha”, son necesarias para una adecuada supervivencia, pero hay que saber encontrar el límite que nos permita estar abiertos al mundo, aprendiendo de lo que los demás nos puedan aportar, y no cerrados y recelosos de lo que nos rodea.

Si controlamos ese miedo a lo ajeno, a lo extranjero, podremos con mayor facilidad ponernos en el lugar de las personas que toman la decisión de migrar a otra tierra, empatizar con ellas. Debemos admitir que en la era globalizada en la que vivimos, hay y habrá cada vez más flujos migratorios, de personas que vendrán y de personas que migraremos, por lo que es importante aprender a convivir y buscar la inclusión de todos los grupos, unos con otros.

 

¿Has sentido miedo a lo desconocido, o crees que la sociedad te ha recriminado por ser diferente? Cuéntame tu experiencia en mi cuenta de 👉 MOOVZ, y únete a la comunidad LGBT más grande.